lunes, 7 de mayo de 2007

Hoy anduve por los bordes de este mundo.

Me había desacostrumbrado a ver gente pobre (muy pobre) en vivo y en directo.

Sé que existen, trabajé muchos años con ellos y entre ellos hasta que me cansé.

Desde entonces resultaban invisibles para mí, eran una entelequia, una construcción mental; pero ahí estaban hoy.

Y me espantó lo que ví.

Puteenme si quieren, pero eso sentí.

5 gronchos opinaron antes que vos :

Anna Blume dijo...

Más espantados estarán esos pobres...

Felicitas Segui dijo...

Lo que seguramente te espantó es el miedo inconsciente de que te suceda como a ellos.

(Se aceptan todas las obras sociales, solicite turno)

Luciano dijo...

Para mí los chorros eran invisibles como para los los pobres, el tema es que el sábado me pusieron una máquina en la cabeza en la puerta de mi casa.

El que quedó pobre soy yo. Me llevaron las tarjetas (que ahora no puedo usar), dinero, el reloj el celu, el auto apareció chocado a cuatro cuadras.

Me arruinaron.

Eran invisibles y de golpe se hicieron visibles.

¿Los pobres, cómo se harán visibles?

Anónimo dijo...

Los pobres me hinchan las pelotas

Carlita dijo...

Acostumbrate hermano, porque vinieron para quedarse